21Oct2021

Dinamarca es el país escandinavo de menor extensión con un total de 42.931 km2. Tamaño que se amplía considerablemente si se incluyen los territorios de Groenlandia y las Islas Feroe, los cuales, a pesar de pertenecer al Reino de Dinamarca, disponen de autonomía administrativa.

En cuanto a su población, el país danés, según datos del 2020, cuenta con 5.823.000 millones de habitantes y una tasa de fertilidad del 1,7%. Del total de población, aproximadamente el 60% vive en núcleos de más de 10.000 habitantes siendo las principales ciudades: Copenhague, Aarhus, Aalborg y Odense.

Por decisión de sus ciudadanos en un referéndum, Dinamarca no pertenece a la Unión Monetaria Europea por lo que la Corona Danesa es la divisa oficial del país.

Características del mercado

A pesar de que la renta per cápita del país es elevada (53.600€ en 2020), es importante recordar que la capacidad adquisitiva del ciudadano se ve afectada por el alto nivel de los precios de los productos y servicios.

La distribución de la actividad económica muestra que el sector servicios es la principal ocupación económica del país, el cual representa el 76% del PIB y el 80% del total del empleo. Según datos del ICEX, el sector público es el mayor empleador del país ya que aglutina el 33% de la mano de obra ocupada, seguido del sector del comercio con un 16% del total.

Dentro del sector industrial (16,4% del PIB), destaca la industria metalúrgica, la de alimentación y la papelera.  Además, cabe señalar que, exceptuando la producción de petróleo y derivados, Dinamarca no cuenta con materias primas industriales y que este sector está conformado mayoritariamente por pymes.

Por su parte, el sector primario ha perdido peso en la economía danesa en los últimos años y responde tan sólo al 1,8% del PIB. El 52% de la superficie cultivada en Dinamarca se usa para la producción de cereales, especialmente: cebada y trigo, mientras que únicamente el 0,2% está destinada a cultivos de frutales.

A nivel pecuario, la producción se basa principalmente en el ganado vacuno y en el porcino. En términos económicos, la carne de cerdo y la leche son los productos derivados de los animales que cobran más relevancia.

Oportunidades de negocio

Como país receptor de inversiones, Dinamarca ofrece oportunidades de negocio en algunos sectores entre los que se encuentran:

  • El sector de las ciencias de la salud, biotecnología y farmacia. Existe un clúster importante conocido como “Medicon Valley” que ofrece ventajas a las empresas que se establecen en él. En este espacio se sitúa el grueso de las empresas tecnológicas y de la industria farmacéutica de los países nórdicos, convirtiéndola en una de las zonas más atractivas de toda Europa para establecer la sede de las multinacionales del sector.
  • El sector de la industria agroalimentaria avanzada. Dinamarca cuenta con grandes centros de investigación, así como con acuerdos con universidades y parques empresariales.
  • El sector de la construcción. Existen oportunidades para el desarrollo de proyectos de infraestructuras para obras previstas como puentes, túneles, carreteras, líneas de ferrocarril…
  • El sector de las energías renovables. El país ha fijado como objetivo prescindir de las fuentes fósiles en 2050 y, para ello, necesita potenciar los recursos naturales.
  • El sector de las tecnologías de la información y comunicación donde se encuentran infraestructuras de primer nivel, personal cualificado e investigación puntera.
  • El sector del transporte marítimo, ya que cuenta con una posición de liderazgo internacional.
  • El sector logístico ligado al comercio electrónico.

¿Te interesan los análisis de mercados de otros países? Consulta el apartado de comercio exterior en la web de la Cámara de Comercio de España y aprovecha para conocer los datos económicos más interesantes de cada uno de ellos. Si además quieres invertir en otro país o exportar, infórmate de los programas de las cámaras de comercio: Xpande y XpandeDigital

Buscador

Suscríbete a nuestro Newsletter